SmartLaw: Attorney and Lawyer Referral Service. Divorce, bankruptcy, criminal, accident, business
SmartLaw.org
Home
 
The Los Angeles County Bar Association Lawyer Referral and Information Service, the largest and oldest such service in the United States, has hundreds of pre-screened, qualified and insured lawyers in the Los Angeles area who can help you with your legal issues. Contact us now and our courteous, professionally trained staff will help you connect you with the right lawyer. The LRIS is a nonprofit public service of LACBA.

#320 Contratos y acuerdos

mp3 320 ¿Qué debe saber antes de firmar un contrato? (mp3 file)

En este mensaje se contestarán las siguientes preguntas:

¿Qué es un contrato?

¿Quién suscribe un contrato?

¿Qué tipos de contratos está usted propenso a firmar?

¿Un contrato tiene que ser escrito?

¿Qué debe hacer antes de firmar un contrato?

¿Puede salirse legalmente de un contrato?

¿Qué puede hacer si cree que lo han engañado?

¿Qué sucede si usted rompe un contrato que no puede cancelar legalmente?

¿Qué sucede si su caso se lleva ante un tribunal?

¿Por qué podrían demandarle?

¿Cómo puede encontrar un abogado que lo represente?

            Primero, ¿qué es un contrato?

            Un contrato es un acuerdo legal entre dos o más personas.

            Por lo general un contrato significa que usted accede a comprar o vender bienes o servicios a cambio de dinero. Sin embargo, puede involucrar un intercambio. Por ejemplo, usted puede decir que le pagará el auto a su primo si él instala el dispositivo para abrir la puerta de su garaje. Usted también puede hacer un contrato que diga que no va hacer algo. Tal vez usted está de acuerdo en dejar de fumar a cambio del reloj de oro de su tío.

            ¿Quién hace un contrato?

Cualquier persona en sus cabales puede suscribir un contrato. No tiene que ser un ciudadano de los Estados Unidos, ni hablar el ingles.

Incluso un “menor” –alguien de menos de 18 años—puede entrar en un contrato y, a veces, un menor también puede salirse de un contrato que sigue siendo válido para otros. Por eso es que muchas compañías no le venden artículos caros a un menor—a menos que la compañía reciba pagó en su totalidad antes de entregar el artículo, o exigen que un adulto firme el contrato como colateral.

La ley dice que la mayoría de los negocios no pueden rehusar contratos con usted por razones de raza, color, sexo, religión u origen nacional. Tampoco pueden discriminar contra usted por su edad, a pesar de que cualquiera puede rehusarse a suscribir un contrato con un menor.

¿Qué tipos de contratos está usted propenso a firmar?

Los contratos son parte de la vida cotidiana. Casi cualquier cosa que usted compra, vende, se presta, alquila, repara o negocia, involucra un contrato. Usted suscribe un contrato cuando usa una tarjeta de crédito, contrata a alguien para pintar su casa, alquila un auto o una máquina para lavar sus alfombras, o compra pólizas de cualquier tipo.

Estos son algunos contratos muy importantes que usted está propenso a firmar:

Acuerdos de arriendo-- No todos los acuerdos de arriendo son iguales. Excepto los acuerdos que duran más de un año, no tienen que ser por escrito.

Compras de bienes raíces-- Cuando usted compra una casa, tiene que firmar un “recibo de depósito” que es un contrato que le dice cuánto va a pagar por la casa, la cantidad de su depósito y pago inicial, y mucho más.

Préstamos.-- Cuando usted se presta dinero para comprar un auto, una casa o cualquier otra cosa, tiene que firmar un contrato que dice que va a pagar el préstamo y cuánto interés pagará. Interés es el dinero que el prestamista cobra por el préstamo. Las tasas de interés pueden variar, de manera que asegúrese de saber cuánto cobran los bancos, asociaciones de ahorro y préstamo y su unión crediticia.

También necesita saber que, en algunos casos, un prestamista puede estar en capacidad de “re-posesionar” o tomar de vuelta el artículo que usted está comprando, si no cumple a tiempo con sus pagos del préstamo.

¿Tiene que ser un contrato por escrito?

No. Muchos contratos orales son legales, pero pueden ser riesgosos. Si usted y la otra persona recuerdan cosas de manera diferente, tendrá dificultades probando los términos de su acuerdo.

Ciertos contratos por lo general deben ser por escrito para poderse ejecutar, y pueden ser impresos o escritos a mano. Algunos ejemplos son:

--Contratos relacionados con tierras—y cualquier edificio en una tierra. Estos contratos incluyen la venta o arriendo durante un año o más, con hipotecas y otros tipos de gravamen sobre la tierra.

--Contratos que duran más de un año.

--Contratos por la venta de bienes por un valor de más de $500.

--Contratos que involucran la venta de acciones y bonos.

--Contratos de estudios de baile y salud.

--Contratos de “cobros de contingencia” entre un abogado y un cliente. Un contrato de cobros de contingencia se usa cuando usted ha sometido una demanda exigiendo dinero. Significa que usted le pagará al abogado un porcentaje del dinero que reciba, si gana el caso, o si llega a un acuerdo fuera del tribunal. Si usted pierde el caso, el abogado no recibe pago alguno.

¿Qué debe de hacer antes de firmar un contrato?

Primero, asegúrese que está entrando en una buena compra. Compare precios antes de tomar una decisión. Luego, lea el contrato con mucho cuidado. Si el contrato es complicado y lo usted está comprando o vendiendo algo caro, es una buena idea hacer que un abogado lea el contrato antes de que usted lo firme.

Puede hacer cambios en el contrato antes de firmarlo siempre y cuando la otra persona esté de acuerdo. Ambas partes deben poner sus iniciales en los cambios cuando se firma el contrato. No se confíe de promesas habladas. Probablemente no podrá hacerlas cumplir. Asegúrese que todo lo que el vendedor le prometió oralmente se escribe en el contrato antes de usted firmarlo. No firme ningún contrato hasta que se hayan llenado todos los blancos y asegúrese de guardar una copia .

Nota: discuta en español el contenido del contrato. La ley dice que usted tiene derecho a pedir una traducción del contrato antes de firmar la versión en inglés. Esta ley no es válida con ningún otro idioma.

¿Debe usted firmar como colateral en un contrato?

Cuando usted firma como colateral en un contrato se compromete a asumir la responsabilidad de la otra persona si no cumple con el acuerdo. Tal vez su sobrino va a comprar un auto y usted firme como colateral en el contrato de venta. Si su sobrino no cumple con los pagos, usted puede ser demandado si usted no los paga. Usted no recibirá el auto. Tampoco recibirá de vuelta su dinero, a menos que su sobrino decida pagarle algún día.

¿Qué derechos tiene cuando firma un contrato?

Eso depende del tipo de contrato que usted firme. He aquí algunos ejemplos de la protección que la ley le confiere:

--Garantías-- La garantía impresa que viene con un producto que usted compra le explica las condiciones bajo las cuales el fabricante, o la tienda, arreglará o reemplazará el producto –o le reembolsará a su dinero—si algo sale mal. Asegúrese que entiende lo que incluye la garantía antes de comprar.

¿Qué sucede cuando no hay una garantía impresa? Excepto artículos que se venden “tal como están”, la mayoría de los artículos nuevos que se venden cuentan con una garantía “implícita”. Esto significa que el artículo tiene que hacer lo que está supuesto a hacer, durante un período razonable de tiempo, dependiendo del producto que sea. Por ejemplo, el cierre de un abrigo no debe romperse si el abrigo es del tamaño apropiado y sólo lo ha usado unas pocas veces.

--Compras de autos—Si su auto nuevo resulta ser un “limón” y no funciona debidamente, puede que le sea posible conseguir un auto nuevo o un reembolso de su dinero. Primero tiene que darle al distribuidor o al fabricante del auto la oportunidad de arreglarlo. Si eso no funciona, usted y el distribuidor, o el fabricante, pueden tratar de resolver la disputa mediante un árbitro.

--Contratos de estudios de baile y salud-- Estos contratos deben ser por escrito y el estudio tiene que darle una copia. Los contratos de por vida no pueden hacerse cumplir. Tampoco pueden hacerse cumplir contratos de baile por más de $3750, ni los contratos de estudios de salud por más de $1000. Ambos tipos de contratos deben especificar que ni usted, ni su “patrimonio”, tendrán que pagar si usted queda incapacitado o muere. Su patrimonio incluye el dinero y otras posiciones que usted tiene en el momento de su muerte.

--Estimados de reparación de autos-- Esos estimados por lo general son por escrito y no se puede llevar a cabo ninguna reparación sin su consentimiento.

--Ventas a crédito-- Usted puede comprar algo a crédito mediante un plan de pagos. Cuando usted accede a pagarle a la tienda por un refrigerador, o cualquier otro artículo caro, durante un periodo de meses, usted ha entrado a un contrato de venta mediante pagos. ¿Qué sucede si usted no cumple con un pago? Dependiendo de los términos de su contrato, la tienda puede exigir que usted devuelva el refrigerador, o que pague el total de lo que debe en un solo pago.

También puede comprar a crédito con la mayoría de las tarjetas de crédito. Si usted formula pagos durante un período de tiempo, tendrá que pagar una cantidad adicional llamada “cargos de financiamiento” o “interés”.

Siempre que usted formule pagos a través de un plan o una tarjeta de crédito, la ley dice que el contrato debe decirle cuánto será el cobro por financiamiento. Debe saber que usted no puede ser discriminado por su raza, sexo, estado civil, religión, origen nacional o edad. Sin embargo, cualquiera puede rehusarse a darles crédito a menores.

¿Puede usted salirse legalmente de un contrato?

En algunos casos, sí puede. Sin embargo, la mayoría de los contratos lo responsabilizan, de manera que asegúrese de que sabe a qué se está comprometiendo antes de firmar un contrato.

Los contratos de los cuales usted tal vez podría salirse legalmente incluyen:

--Cualquier contrato que usted y la otra parte acuerden cancelar.

--Muchos contratos firmados con menores-- Por ejemplo, si usted es un menor y compra un estéreo y luego no puede seguir cumpliendo con los pagos, puede cancelar el contrato antes de sus 18 años. Recibirá de vuelta el dinero que ha pagado, pero tendrá que devolver el estéreo.

Sin embargo, hay ciertos contratos de los cuales un menor no puede salirse. Esos  incluyen los acuerdos para entrar a las fuerzas armadas y, en ciertos casos, contratos relacionados con necesidades básicas de la vida, tales como la ropa,, albergue y cuidado médico.

--Ventas de la puerta en puerta-- Si usted decide comprar una enciclopedia o cualquier otra cosa, por un valor mayor de $25, puede cancelar el contrato. Pero tiene que hacerlo por escrito antes de la medianoche del tercer día laboral después de haber firmado el contrato de compra. El contrato debe decir que usted cuenta con tres días para cancelar. Si no lo dice, entonces puede tomar más tiempo. Suponga que usted y el vendedor hablan sobre su compra, en un idioma que no sea el inglés, tal como el chino. Entonces, el contrato de esa venta de puerta en puerta tiene que ser en chino, o de lo contrario usted puede cancelarlo. Si usted cancela después de recibir los artículos ordenados, tiene que devolverlos.

--Ventas por correo-- Si usted ordena un estuche para bordar a través de un catálogo por correo, anuncios o algún otro medio, el vendedor tiene que entregar su compra tiempo. Si no entrega como prometió, el vendedor tiene que hacer el envío dentro de 30 días después de recibir la orden. Si le entrega toma más tiempo, usted puede cancelar la orden y recibir reembolso de su dinero, o acordar una nueva fecha de entrega. Usted no tiene estos derechos si ordena por teléfono.

--Contratos que tienen que ser por escrito, pero no lo están-- Sin embargo, usted tiene que pagar por los artículos o servicios que reciba.

--Contratos que involucran “fraude” o “falsa representación”-- Fraude es una declaración falsa que se formula a propósito. Una falsa representación puede ser un error. Usted puede salirse de un contrato si está basado en una declaración falsa formulada por la otra persona. Suponga que le dicen que el auto usado que usted está comprando ha recorrido 44,000 millas. Si usted descubre que el millaje es de 100,000 millas, probablemente puede salirse del contrato.

--Contratos que involucran “influencia indebida”-- Suponga que tiene un sobrino que cuida de usted durante una larga enfermedad y usted depende de su ayuda. Si lo convence que venda su casa a un precio muy bajo, es posible que usted pudiera salirse de ese contrato.

--Contratos en contra de su voluntad—Por ejemplo, si alguien le amenaza romper las ventanas de su restaurante si usted no accede a comprar vino de esa persona.

--Contratos que involucran hacer algo ilegal.

Debe saber que –aún cuando usted pueda cancelar esos contratos legalmente—es posible que tengan que demandar o que a usted lo demande la otra parte si no quiere dejarlo salir del contrato. En ese caso un juez será quien decida si el contrato puede ser cancelado.

¿Qué puede hacer si considera que ha sido engañado?

Primero, debe enviar una carta –por correo certificado o registrado, solicitando un recibo de vuelta –a la persona o empresa que cree que lo ha engañado. Guarde una copia de la carta. Tal vez el asunto pueda arreglarse a ese nivel.

Algunos contratos estipulan que hay que ir ante un “árbitro” en caso de algún problema. Esto significa que usted tiene el derecho de llevar la disputa ante una persona imparcial --o un grupo de personas—que no están conectadas con los tribunales. El árbitro escucha a ambas partes y sugiere una solución. Usted y la otra parte deciden por anticipado si quieren que la decisión del árbitro sea final. Si su contrato no estipula un servicio de arbitraje específico, busque en las páginas amarillas de su guía telefónica bajo el término “árbitros”.

También puede considerar la “mediación”. Esto significa que una persona o grupo tratarán de ayudarle a usted y a la otra parte a llegar a un acuerdo. Para obtener los nombres de personas u organizaciones que proveen mediación en su área busque en las páginas amarillas bajo “servicios de mediación”.

Debe saber que muchos servicios de arbitraje y mediación cobran.

También puede revisar si existe alguna Agencia para el Consumidor que se encargue del tipo de problema que usted tiene. Busque en las páginas blancas de su directorio telefónico bajo “quejas del consumidor y coordinadores de protección” o llame al Departamento estatal de Asuntos para el Consumidor para pedirles consejos. Si el Departamento no cuenta con una sucursal en su comunidad, puede llamar a la sede en Sacramento.

Dependiendo del tipo de problema que usted tenga, puede llamar a la policía o a una agencia tal como la Oficina de Vivienda o el Better Business Bureau. También puede llamar grupos de acción y apoyo al consumidor que proveen periódicos y emisoras de radio  y televisión.

Si considera que ha sido víctima de un fraude, póngase en contacto con su Oficina local del Fiscal del Distrito. En muchas áreas, estas oficinas cuentan con unidades de fraudes al consumidor .

En todos los casos, esté preparado para mostrar sus recibos de compras, órdenes de reparación, garantías y cualquier otro documento que tenga algo que ver con su problema. También puede que decida demandar si cree que ha sido engañado.

¿Qué sucede si usted rompe un contrato que no puede cancelar legalmente?

Puede tratar de llegar a un compromiso con la otra parte. Por ejemplo, tal vez usted y el que pintó su casa acuerden que puede pagar por el trabajo de pintura en tres pagos, en vez de uno solo.

Si no puede llegar a un compromiso y usted no paga por un artículo o servicio, la otra parte puede contratar una agencia de cobros y tratar de hacer que usted pague. Sin embargo, los recaudadores de deudas legalmente no pueden molestarlo con muchas llamadas telefónicas, llamarlo a su lugar de trabajo o amenazarlo.

También, puede que le entreguen su nombre a una “agencia de informes de crédito”, que provee información sobre sus deudas a cualquiera que lo solicite de ellos. Un mal informe de crédito puede afectarle cuando éste tratando de obtener crédito en el futuro. Suponga que alguien se rehúsa darle crédito debido a un mal informe. Entonces, usted tiene derecho a ver ese informe. Si contiene errores, puede solicitar correcciones.

Suponga que alguien trabajó en su casa. Alguien que proveyó materiales para el trabajo, o que realizó el trabajo, puede poner un “gravamen mecánico” a su propiedad. Esto significa que su propiedad puede ser vendida si no paga la cuenta de la persona. Sin embargo, antes de poder hacer eso, usted tiene que recibir notificación indicándole las medidas que puede tomar para proteger su propiedad.

¿Qué si usted lleva algo a reparar o a limpiar? 

Asegúrese que sabe cuándo tiene que recoger el artículo. Si espera demasiado tiempo, usted ha roto el contrato y el artículo puede ser vendido.

Sin embargo, usted debe saber el riesgo que corre de ser demandado cuando rompe un contrato.

¿Qué pasa cuando su caso va ante un tribunal?

Si alguien lo está demandando por dinero y la cantidad es de $5,000 o menos, su caso puede ir ante un tribunal de reclamos menores. Un abogado no puede representarlo en este tipo de tribunal, pero si puede hablar con uno anticipadamente.

Las demandas por más de $5,000 se llevan ante los tribunales municipales o supremos, dependiendo de la cantidad. Es mejor tener un abogado que lo represente en esos tribunales.

También puede ir ante un tribunal, incluso si su caso no involucra dinero. Puede demandar para salirse de un contrato o para evitar que alguien rompa un contrato. Usted puede llegar a un compromiso, aún después de haber sometido una demanda.

Nota importante: en cualquier caso, nunca ignore una “citación” que reciba. Es el documento que le notifica que está siendo demandado. Si no responde a la citación dentro del plazo estipulado usted automáticamente pierde el caso. Vaya donde un abogado que le ayude a responder. Póngase en contacto con uno tan pronto como sea posible.

¿Por qué podría alguien demandarlo?

La mayoría de las demandas involucran contratos que surgen  porque una persona no cumple con lo que ha prometido. Tal vez usted esté de acuerdo en venderle su auto al Sr. Rodríguez por $1500 y luego cambia de manera de pensar. El Sr. Rodríguez encuentra un auto como el suyo por $1750. Él puede demandarlo por $250, la cantidad adicional que tiene que pagar.

Una demanda también puede involucrar dinero que usted promete pagar si no cumple con un contrato. Por ejemplo, si usted vende alfombras, su contrato puede que diga que usted debe instalar una alfombra en una tienda antes del día en que abre, o pagar $25 por cada día en que usted se retrase. Si no termina el trabajo a tiempo y no paga el dinero que debe, pueden demandarlo.

¿Qué si la otra parte quiere el artículo que él o ella ha contratado, en vez dinero? Si se trata de bienes raíces o algo artículo único -- tal como una herencia u obras de arte – la otra parte puede demandarlo para tratar de obligarlo a respetar el acuerdo.

Suponga que usted tiene una “deuda asegurada”. Esto significa que usted debe darle a la otra parte algo que usted tiene – tal vez su auto, su reloj de oro, o su casa – si no para su deuda. La otra parte, por lo general tiene que ir ante un tribunal para quitarle el artículo sin su consentimiento.

En casos especiales, puede que usted tenga que pagar cierta cantidad como multa. Por ejemplo, si usted escribe un cheque que no es válido y no paga debidamente, el juez podría decidir que usted tiene que pagar la cantidad del cheque más de $100, o tres veces el valor del cheque malo, hasta un total de $500.

Nota: suponga que alguien lo demanda por dinero y usted pierde el caso. Si usted no paga la cantidad que el juez dice, la otra parte, puede tratar de “congelar” o tomar posesión de algo de su propiedad, tal como bienes raíces o cuentas bancarias. Hasta un 25% de su sueldo puede ser “extraído”. Esto significa que un juez puede ordenar a su empleador que retenga parte de su sueldo para pagar su deuda. En algunos casos, usted puede proteger su propiedad y sueldo. Puede obtener formularios para esos fines de funcionarios del tribunal y puede obtener el consejo de un abogado.

¿Cómo puede conseguir un abogado que lo represente?

Si no conoce a un abogado, pregunté a un amigo, compañero de trabajo, empleador, o socio de negocios para que les recomiende uno. También puede llamar a un servicio de referencia de abogados que opere con el auspicio de la Asociación de Abogados en su área. Busque en las páginas amarillas de su directorio telefónico bajo “servicios de referencia de abogados” o “abogados”. La persona que conteste su llamada puede hacerle una cita para ir a ver un abogado.

Por lo general, tendrá que pagar una pequeña cuota al hablar con un abogado durante una media hora. Si decide contratar al abogado, asegúrese que entiende cuánto y por qué trabajo le pagará, y cuándo espera que usted pague su cuenta.

¿Qué pasa si no tiene suficiente dinero para pagar un abogado? Puede que pertenezca a un plan de “póliza legal” que cubre el tipo de servicios que usted necesita. O si sus ingresos son muy bajos, puede que califique para recibir ayuda legal gratis. Revise las páginas amarillas de su directorio telefónico a ver si hay alguna sociedad o fundación de ayuda legal o servicios legales en su condado.

 

Back to Top

() -

 
 

Find a lawyer outside of California.