SmartLaw: Attorney and Lawyer Referral Service. Divorce, bankruptcy, criminal, accident, business
SmartLaw.org
Home
 
The Los Angeles County Bar Association Lawyer Referral and Information Service, the largest and oldest such service in the United States, has hundreds of pre-screened, qualified and insured lawyers in the Los Angeles area who can help you with your legal issues. Contact us now and our courteous, professionally trained staff will help you connect you with the right lawyer. The LRIS is a nonprofit public service of LACBA.

#321 Garantías de los productos (PT. 1)

“Garantías de los productos que compra” –Parte I (mp3 file)


Si usted ha comprado un producto que no funciona de la manera que debería, lea su garantía. El propósito principal de una garantía por escrito es informar sobre el compromiso del garante de arreglar o reemplazar un artículo, o rembolsar su dinero si el artículo no funciona debidamente. La ley requiere que una garantía por escrito se redacte de manera tal que no confunda al consumidor promedio en lo que respectan las protecciones que proveen la garantía. Las garantías deben escribirse en idioma claro de entender y deben contener mucha información importante.

Existe una ley federal llamada la Ley de Garantías Magnuson-Moss que le beneficia porque requiere que, en forma clara, se entregue toda la información que usted necesita tomar en cuenta. Sin embargo, todavía existen buenas y malas garantías. En otras palabras, debe revisar el mercado y comparar con mucho cuidado las garantías.

Puede analizar las garantías cuando va de compras

La primera vez que debe leer una garantía es antes de comprar un artículo. Las garantías para artículos que cuestan más de $15 tienen que estar disponibles para usted leerlas antes de comprar. Los vendedores pueden tener la garantía en despliegue o ponerla cerca del producto. También pueden tener una carpeta con todas las copias de las garantías de los productos que venden.

Casi todas las garantías no incluirán algunas protecciones que usted querría tener. Al seleccionar un producto debe considerar su garantía como otra de sus muchas características igual que su color, estilo, tamaño o peso. El siguiente bosquejo le indica qué información deben contener las garantías:

-El nombre y dirección del garante.

-Quién está protegido por la garantía, incluyendo cualquier limitación (por ejemplo, una garantía de que sólo protege al primer dueño).

-Precisamente qué piezas, componentes, características o propiedades cubre la garantía y qué excluye.

-Por qué artículos o servicios pagará el garante y por cuáles tendrá que pagar usted.

-Cuándo comienza el período de la garantía (si es distinto a la fecha de compra).

-Duración de la garantía (por ejemplo, tiempo o millaje).

-A quién debe contactar para conseguir servicio garantizado (incluyendo nombre, dirección y números de teléfono).

-Instrucciones a seguir, paso por paso, para obtener servicio.

-Cualquier tipo de gastos que se requiera que usted pague.

Algunas garantías escritas ofrecen muy poca protección y son sólo mecanismos de mercadeo sin beneficio alguno para usted. Si bien la ley prohíbe que un garante formule una “garantía engañosa”, su mejor protección es entender la garantía antes de comprar.

La garantía escrita le indicará la manera en que el garante limita sus derechos legales normales. También debe incluir cualquier limitación que el garante trate de imponer sobre sus remedios ilegales.

La garantía también debe informarle qué tiene que hacer para obtener compensación si el garante no cumple con su garantía. Esta información incluye la disponibilidad de cualquier procedimiento informal para resolver disputas y una declaración que, si bien el garante le concede derechos legales específicos, usted podría además tener otros derechos.

Usted no necesita enviar la tarjeta de registro del propietario, aún cuando la garantía diga que debe hacerlo. Sin embargo, usted siempre debe mantener su recibo que muestra la fecha en que lo compró, para poder probar así cuándo comienza el período de la garantía.

La garantía escrita se indicará como una “garantía total” o “la garantía limitada”. Una garantía total también tiene que indicar su duración. Por ejemplo, “garantía total de cinco años”.

La mayoría de las garantías por escrito serán limitadas donde el garante cuenta con mucha flexibilidad al escribir los términos de la garantía. Por ejemplo, una garantía limitada podría cubrir piezas de repuesto, pero no la mano de obra. Además, podrían cobrarle por el trámite.

Un producto puede tener más de una garantía. El producto puede tener una garantía total en alguna de sus partes y una garantía limitada en el resto.

Recuerde siempre que una garantía limitada significa “tenga cuidado, que algo falta”.

Si un producto cuenta con una garantía total eso le asegura estos derechos mínimos. El garante tiene que honrar todos los términos de la garantía y debe rectificar cualquier defecto, funcionamiento inadecuado, o falla, para cumplir con la garantía, dentro de un periodo razonable sin cobrarle nada, una vez que usted ha notificado sobre un defecto o falla.

Si un defecto, operación indebida o falla surge durante el período de la garantía, el garante debe reparar el producto o reemplazarlo con otro producto que sea idéntico o razonablemente su equivalente, o reembolsarle su dinero.

Si el garante opta por reemplazar un producto defectuoso, tiene que pagar todos los costos de retirarlo y reinstalar un producto (cuando se trata de algo que es solamente útil cuando está instalado, por ejemplo, un piso). Si el garante  reemplaza una pieza, el reemplazo e instalación tiene que ser gratis.

En términos generales una garantía total le da el derecho de hacer que un producto que no funciona debidamente sea reparado o reemplazado. Si bien el garante puede ofrecerle un reembolso, no tiene que aceptarlo a menos que la reparación no sea factible o no pueda llevarse a cabo dentro de un período razonable, o cuando no pueda proveerle un reemplazo satisfactorio.

Por otro lado, la garantía total de por sí sola no le confiere el derecho a obligar al garante a darle un reembolso, siempre y cuando el garante esté dispuesto a proveerle un reemplazo que no esté defectuoso.

Si el garante no puede reparar ni reemplazar un producto defectuoso, la única otra opción que le queda es reembolsarle su precio. Si el producto no puede ser reparado después de varios intentos, usted tiene la opción de pedir un reemplazo, o reembolso. No se requiere que usted tenga que tolerar reparaciones interminables. Si usted quiere un reembolso, el garante puede requerir que usted primero pague cualquier saldo de préstamo sobre esa propiedad antes de reembolsarle (excepto un préstamo que le haya extendido el vendedor) . La cantidad que se reembolse será el precio de compra. Si se trata de una de garantía total, no puede deducirse la depreciación.

Si usted cuenta con una garantía total también cuenta con un derecho claro a ser reembolsado por ciertos tipos de gastos incidentales, pero sólo si esos gastos se incurrieron debido a la falta de garante de obrar en forma oportuna o porque le impuso requisitos poco razonables como condición para proveerle un remedio.

El garante no es responsable por defectos o fallas de un producto provocados por daños después de la venta, o uso indebido, tal como el no proveer mantenimiento razonable y necesario. Por lo tanto, es importante leer a cuidadosamente y seguir las indicaciones del garante respecto a la instalación, operación y mantenimiento. Si el garante alega que usted, o alguna otra persona, ha dañado, abusado o usado el producto indebidamente, el garante debe indicarle de qué manera considera que se ha provocado el daño. Es el garante quién tiene que probar cualquier abuso, uso indebido o daños después de la venta.

Usted tiene todos estos derechos, aún cuando no se mencione específicamente en la garantía escrita.

Procedimientos de servicio y reparación

Una ley de California sobre garantías llamada la Ley de Garantía al Consumidor Song-Beverly, dice que un fabricante que provee una garantía escrita debe contar con facilidades de servicio y reparación en California, relativamente cerca de todas las áreas donde se venden sus productos. Esas instalaciones tienen que estar preparadas para cumplir con los términos de la garantía.

Esta ley indica que el fabricante puede delegar sus responsabilidades a distribuidores, o empresas independientes de reparación y servicio, que estén razonablemente cerca de las áreas donde se venden sus productos.

El fabricante debe pagar al distribuidor o lo empresa de reparación el costo real y razonable por el servicio, incluyendo piezas de repuesto y cualquier costo razonable de transporte de bienes o partes, más una ganancia razonable.

El fabricante, o sus representantes, deben comenzar las reparaciones dentro de un plazo razonable, después que usted devuelve un producto defectuoso para ser reparado. Las reparaciones deben completarse dentro de 30 días. La duración de la garantía se extiende automáticamente por un plazo igual al período en que un producto que cuesta $50, o más, esté siendo reparado.

Si el fabricante o sus representantes no pueden ofrecer el servicio o reparar el producto según los términos de la garantía después de un número razonable de intentos, usted tiene el derecho a un reemplazó o reembolso del precio de compra del producto, menos la depreciación por su uso antes descubrir el defecto.

Las reglas en California para servicio y reparación afectan de igual manera las garantías totales o las limitadas. Si el fabricante no cuenta con instalaciones de servicio y reparación en California para cumplir con sus garantías, usted tiene el derecho de devolver el producto defectuoso para que sea reparado por el vendedor original, que está obligado a reparar el producto defectuoso, enviar al comprador a una instalación independiente de reparación que esté dispuesta a honrar la garantía, reemplazar el producto o reembolsarle su precio, menos la depreciación.

Usted también puede devolver un producto defectuoso a cualquier vendedor que ofrece artículos similares del mismo fabricante, para que se lo reemplacen lo reparen. Si no fue el vendedor original, probablemente, puede rehusar ofrecerle ese servicio.

Si el vendedor original (u otro vendedor de productos similares del mismo fabricante) lleva a cabo reparaciones, el fabricante tiene que pagarle el costo real y razonable del servicio, incluyendo una ganancia razonable. Si el producto es reemplazado, el fabricante tiene que pagar por el precio real del producto reemplazado, más cualquier costo de transporte y una tarifa razonable por el trámite. Si el vendedor reembolsa el precio pagado, el fabricante tiene que pagar al vendedor la cantidad reembolsada, más de un cargo razonable por el trámite.

Si hay un retraso en las reparaciones debido a condiciones fuera del control del fabricante o de su representante, el período para completar reparaciones de 30 días se extiende, pero sólo en la medida que sea justificable. (El no contar con las piezas necesarias, sin una razón satisfactoria, no es motivo para extender el período de 30 días). El período de 30 días, también puede extenderse si usted está de acuerdo y lo pone por escrito.

En varias circunstancias, el fabricante o sus representantes deben proveer servicios garantizado en su hogar, o recoger el producto que no funciona debidamente y llevarlo a sus facilidades, sin cobro adicional por el transporte. Esto ocurre cuando el tamaño y peso del producto, método de ensamblaje o instalación, o la naturaleza del defecto, hacen que sea imposible para usted devolverles el producto. Si el fabricante no cuenta con suficientes instalaciones en California, quién vende directo al consumidor tiene esas obligaciones.

Cuando se trata de un producto usado con una garantía escrita, el vendedor (y no el fabricante) debe honrar las cláusulas de reparación de la garantía. A veces la garantía la emite una empresa distinta al fabricante o al vendedor.

En esos casos, la empresa que emite la garantía debe llevar a cabo el servicio, aunque el vendedor sigue estando sujeto a ciertas garantías implícitas.

Si usted no ha logrado conseguir que el vendedor original, o un vendedor de productos similares del mismo fabricante, resuelva su problema, esta ley dice que usted puede llevar el producto a recibir servicio por parte de una empresa independiente de servicio reparaciones, siempre y cuando el valor de venta del producto sea más de $50 y el servicio o reparación sea económico. En este caso usted paga a la empresa independiente por la reparación y somete la cuenta al fabricante, que está obligado a reembolsarle. Además, la empresa de reparación puede aceptar el trabajo bajo el entendido que será reembolsada por el fabricante.

La responsabilidad del garante no se extiende a defectos provocados por uso no autorizado o no razonable del artículo, incluyendo el no proveer mantenimiento razonable y necesario. Un garante que alega que el defecto ha sido causado por el uso no autorizado o no razonable del producto, o porque no ha recibido el debido mantenimiento, está obligado a describir la forma en que el producto fue abusado o su uso fue negligente.

Las leyes en California no estipulan claramente cuánto puede el garante cobrarle por llevar a cabo trabajo garantizado. Indiscutiblemente, el garante no puede cobrarle el costo total del trabajo garantizado, ya que eso haría que la garantía no tuviera valor alguno y fuera engañosa. Si el garante asume la posición que usted tiene que pagar cualquier porción del costo, tiene que entregarle una declaración escrita describiendo exactamente cómo se ha calculado ese costo y tiene que decirlo en forma clara en la garantía.

 

Back to Top

() -

 
 

Find a lawyer outside of California.