SmartLaw: Attorney and Lawyer Referral Service. Divorce, bankruptcy, criminal, accident, business
SmartLaw.org
Home
 
The Los Angeles County Bar Association Lawyer Referral and Information Service, the largest and oldest such service in the United States, has hundreds of pre-screened, qualified and insured lawyers in the Los Angeles area who can help you with your legal issues. Contact us now and our courteous, professionally trained staff will help you connect you with the right lawyer. The LRIS is a nonprofit public service of LACBA.

#607 Derechos de los consumidores: Sus derechos como titular de las tarjetas de credito

mp3 607 Tarjetas de crédito: sus derechos (mp3 file)


Las tarjetas de crédito y cuentas de crédito son formas de crédito. La mayoría de las tiendas establecen una línea de crédito y determinan un límite sobre la cantidad que usted puede cargar usando su tarjeta de crédito. Si usted para sus compras con una tarjeta de crédito, la tienda le enviará una factura mensual. Si usted paga el total de su cuenta todos los meses, antes de la próxima fecha de factura (la fecha en que en la tienda calcula su factura), usted puede evitar  cobros adicionales bajo la mayoría de los planes. Tres de los tipos más comunes de tarjetas de crédito son:

  1. Tarjetas de propósitos únicos --que emite todo tipo de empresas (tal como las tarjetas de crédito de las compañías de gasolina). Usted no paga nada por la tarjeta. El tener la tarjeta lo exhorta a comprar en ese negocio. Si usted no paga oportunamente al final de cada periodo de factura, se le cobrarán intereses sobre el balance que todavía debe. Esto significa que la empresa calcula cuánto usted le debe ese mes y multiplica ese número por la tasa de interés correspondiente. Esa cantidad de dinero se añade a su cuenta.
  2. Tarjetas de crédito bancarias (tal como Visa o Master Card)-- los bancos revisan su calificación crediticia y si es buena, le emiten una tarjeta de crédito. Usted puede usar esa tarjeta en cualquier empresa que participe en el plan. La tienda revierte los cargos al banco. El banco paga la cuenta. Esencialmente, el banco le está extendiendo un préstamo. El banco le envía un  estado de cuenta que enumera sus compras en forma descriptiva en su factura. Ésas facturas descriptivas le dicen el vendedor, la fecha y cantidad que usted invirtió pero no describen el artículo propiamente tal. Usted debe de asegurarse de llevar cuenta de sus recibos para poder revisarlos con el estado de cuenta del banco. Si usted no paga oportunamente antes de la próxima fecha de factura, se le cobrará un interés. La mayoría de las tarjetas de crédito bancarias le cobran una tarifa anual por el uso de la tarjeta.

Las tarifas de cobro de las tarjetas de crédito bancarias no están reguladas y pueden cambiar. Los métodos de facturación difieren de banco a banco y el balance contra el cual se computa un cobro puede variar hasta un 100% del balance restante, dependiendo del tipo de método de factura que emplea el banco. Los diferentes planes ofrecen términos crediticios levemente diferentes; por ejemplo, algunos le ofrecen una tarifa de interés baja si usted abre una cuenta de ahorro como colateral y mantiene cierto balance en esa cuenta. Asegúrese de leer toda la literatura, incluyendo la declaración de revelación que se le entrega cuando se emite su tarjeta para entender el método de factura que usa su banco.

  1. Tarjetas de crédito para alimentos, viajes, entretenimiento o múltiples propósitos (tales como Diner’s Club, Carte Blanche y American Express) -- cualquier persona puede solicitar estas tarjetas de crédito pero mayormente la usan empresarios. Hay que pagar una tarifa anual. No se cobra interés en la cuenta si se paga antes del comienzo del próximo ciclo de factura porque con esas tarjetas de crédito la compañía no le "presta" dinero (a pesar de que usted puede considerar la tarifa anual como un cobro financiero).

Usted debe de saber tres cosas importantes sobre el costo del crédito antes de decidir cargar un artículo o pagar en efectivo. El primero es el costo financiero, la cantidad de dinero que paga para obtener crédito. Otro es el método mediante el cual el cobro financiero se computa (como un balance disminuido, promedio de balance diario, balance previo), tal como se explicará. El tercero es un por ciento anual de una tasa de interés (y el porcentaje del costo del préstamo), que provee un método para comparar los costos de crédito, sin importar la cantidad en dólares que se presta, o el período de tiempo a través del cual se extienden los pagos. Si usted no paga todo su balance durante cada periodo de factura, por lo general de 25 a 30 días después que le llega la factura, usted tendrá que pagar un interés anual de 21% sobre el balance que queda por pagar. Si usted paga todo el balance antes del próximo periodo de factura cada mes, entonces no pagará intereses.

Es una buena regla mantener el total de sus pagos de deudas por debajo de un 20% de su ingreso mensual neto. Cuando compra con una tarjeta de crédito, siempre lea el recibo para asegurarse que la información es correcta. Mantenga sus copias de los boletos de los artículos que ha cargado para poder saber cuánto debe al final de cada mes.

La Ley Federal de Veracidad en los Préstamos requieren a los que emiten tarjetas de crédito que expliquen al solicitante de crédito el período de tiempo que puede transcurrir antes de que se cobren los costos de financiamiento sobre el balance que queda por pagar. El método de calcular el costo de financiamiento también tiene que revelarse-- y hay varios. Esta información aparece en una declaración escrita que usted recibe en el momento en que abre su cuenta.

El método más común --y el menos favorable para usted es el método de balance previo. Si queda un balance sin pagar al final de un periodo de factura, los costos de intereses que se cobran se determinan usando el balance sin pagar del mes anterior. No se deducen los pagos que se hagan durante ese periodo de factura del balance que queda sin pagar.

El método de factura más favorable para usted es el de balance disminuido. Todos los créditos y pagos se restan de la cantidad que debía el mes anterior. El interés que se cobra se determina usando el balance que queda después que se han restado sus pagos. Por último, todos los nuevos cobros se añaden, y le dan un total del balance sin pagar para el nuevo periodo de factura.

Visa y Master Card computan sus cobros de intereses usando otro método de factura muy común -- el promedio de balance diario. Usando este método, el balance sin pagar se determina a diario. Esos totales se añaden y se dividen por el total de número de días en el periodo de factura. El resultado es un promedio de balance diario en base al cual se determinan los cobros de intereses. Toda nueva compra se añade a ese balance sin pagar después que los cobros por intereses han sido determinados.

A menudo en las tiendas donde usted compra un artículo a crédito todavía es dueña del artículo hasta que usted termina de pagar por él. Para determinar si éste es el caso, lea la declaración que recibe cuando primero abre la cuenta, y cualquier cosa que firma cuando compra un artículo. Si usted no paga de acuerdo con los términos del contrato de la tarjeta de crédito, la tienda puede legalmente re-posesionar su compra.

Bajo la ley Federal de Facturación de Crédito Justa, los vendedores son más responsables por la calidad de la mercancía que se compra a través de tarjetas de crédito.

  1. La ley actual provee que usted puede dejar de pagar cualquier balance que debe si la mercancía o los servicios comprados con una tarjeta de crédito son defectuosos, siempre y cuando usted haya hecho un esfuerzo de buena fe de devolver la mercancía, o resolver el problema con el mercader.
  2. Existen ciertas restricciones a esta ley que afectan a terceras partes o tarjetas de crédito bancarias. En transacciones que involucran estas tarjetas en la compra (a) tiene que haber costado más de $50, y (b) y tiene que haber sido dentro del estado de su residencia o en un radio de 100 millas de su hogar, cualquiera de las instancias que sea mayor.
  3. Esta ley también le provee protección legal en contra de errores en las facturas. Si usted tiene un reclamo sobre su estado de cuentas, póngalo por escrito y envíe una carta que llegue a su acreedor en un plazo de 60 días después de que la factura le ha sido enviada por correo. Usted también debe mantener una copia de esa carta. El acreedor tiene 90 días para reconocer que ha recibido su reclamo y otros 90 días para solucionarlo. Si el acreedor no corrige un error de factura dentro de un plazo de 90 días, o no acata las reglas del proceso de resolución, usted puede demandar por daños y perjuicios (incluyendo daños triples) y si usted gana, puede recuperar los honorarios pagados a sus abogados.

Si su reclamo no se resuelve y el acreedor no ha cumplido con la Ley de Facturación Crediticia Justa, usted puede demandar por daños, más el doble de la cantidad de cualquier cobro por financiamiento. Si su caso involucra más de $100 y menos en $1000, usted también tiene derecho a recibir los costos del tribunal y honorarios a sus abogados, si tiene éxito en su demanda. Tal demanda, puede presentarse en un tribunal de reclamos menores, siempre y cuando su reclamo no sea de más de $5,000.

  1. A los acreedores se les requiere que le envíen un estado de cuenta por lo menos 14 días antes de la fecha en que tiene que formular su pago. Revise sus estados de cuenta para asegurarse que le están dando el tiempo requerido para formular su pago. Cualquier notificación de un acreedor o reembolso también debe incluirse. Su estado de cuenta le proveerá la dirección a donde tiene que escribir en relación con cualquier reclamo de su factura.
  2. Otra cláusula de la Ley de Facturación de Crédito Justa se refiere a cuando usted no realiza compras con una tarjeta de crédito. Los hoteles, restaurantes y mercaderes, honran tarjetas de crédito de terceras partes y pueden ofrecerles descuentos de hasta 5% a los clientes que pagan en efectivo. Sin embargo, no pueden añadir un cobro adicional cuando el cliente usado una tarjeta de crédito. Los mercaderes que reciben tarjetas de crédito también pueden darle descuentos por los pagos en efectivo, pero tienen que poner un letrero fácilmente visible y explicando la práctica de los descuentos por pagos en efectivo.

La Ley de Veracidad en los Préstamos cuenta con otras cláusulas relacionadas a las tarjetas de crédito.

Los que emiten tarjetas de crédito no pueden enviarle una tarjeta de crédito por correo a menos que usted la haya solicitado verbalmente o por escrito. Sin embargo, las empresas que emiten tarjetas de créditos pueden enviarle la renovación de su tarjeta o un sustituto a su tarjeta sin usted haberlo solicitado.

Usted debe reportar inmediatamente a la empresa que emite la tarjeta de crédito si la ha perdido lo ha sido robada, o si aparecen compras no autorizadas en su estado de cuenta mensual. Si ha perdido su tarjeta o ha sido robada, o si aparecen cobros no autorizados en su estado de cuenta mensual, usted nunca es responsable por más de $50 de esos cobros. En algunos casos usted no es responsable por ninguno de los cobros no autorizados. La Ley de Veracidad en los Préstamos dice que usted es responsable por los primeros $50 si la empresa que emite la tarjeta de crédito: (a) le notifica de tal póliza antes de que su tarjeta sea robada o se pierda; (b) le informa sobre cómo informar cuando una tarjeta se pierde o es robada; y (c) le provee un método para usted ser identificado como el usuario correcto de la tarjeta de crédito (generalmente teniendo su firma o su foto en la tarjeta).

Incluso si la empresa que emite la tarjeta de crédito ha cumplido con esas regulaciones, usted no será responsable por ningún cobro que haga otra persona si usted notifica a la empresa que emite la tarjeta de crédito inmediatamente después que pierde su tarjeta de crédito y antes de que se formulen cargos. Siempre tenga una lista de sus tarjetas de crédito y manténgala en un lugar seguro. De manera que si usted pierde o le roban la tarjeta de crédito, cuenta con un archivo que incluye su número de identificación.

Personas poco honestas puede que logren hacer compras usando su tarjeta de crédito, incluso sin tener acceso directo a la tarjeta de crédito, especialmente si hacen compras a través del teléfono o a través de Internet. Todas esas personas deshonestas podrían necesitar información que aparece impresa en su tarjeta de crédito --su nombre, número y la fecha en que expira su tarjeta. Los mercaderes también pueden pedirle que escriba su dirección y número de teléfono en los recibos que usted firma.

Para evitar el uso no autorizado de su tarjeta de crédito, usted puede protegerse de las siguientes formas:

  1. Cuando usted hace compras por teléfono o correo, trate solamente con empresas de buena reputación. Nunca dé la información de su tarjeta de crédito a alguien que lo llama por teléfono y solicita sus compras.
  2. Cuando usa su tarjeta de crédito en una tienda no deje que la tarjeta salga de su vista. Un empleado deshonesto en una tienda puede hacer imprimir su tarjeta en la máquina más de una vez. Si el vendedor comete un error honesto, y tiene que usar su tarjeta una segunda vez, asegúrese que la primera boleta se rompe o se le entrega. Asegúrese de recibir su tarjeta de crédito del vendedor cuando termina una transacción de compra en una tienda. Si una tienda insiste en su número de teléfono, usted puede dar el número de teléfono de su trabajo en vez del número de teléfono de su casa. Si usted quiere ser cuidadoso al extremo, puede pedir al vendedor que rompa o le entregue el papel carbón que se usa entre las copias y las boletas de compra, porque el papel carbón también contiene toda la información de su tarjeta de crédito.
  3. Cuando usted recibe una nueva tarjeta de crédito por correo, firme la tarjeta enseguida y destruya la tarjeta ya vencida cortándola. Cuando usted bote las copias de sus boletas de compras, asegúrese de romperlas en vez de simplemente descartarlas intactas.

 

Back to Top

() -

 
 

Find a lawyer outside of California.